14/4/19

Viva la República (88 aniversario)



14 de abril de 2019
¡Viva la República!



Un año después (de hace un año) y pese a que siga siendo cierto que “Aunque en mitad del lodazal político y moral en el que estamos sumidos no parece que haya demasiados motivos para celebrar casi nada”, algunos (como quien esto escribe) pensamos que “quizá” en este 88 aniversario de la proclamación de la Segunda República, estemos en puertas “de alumbrar un futuro mejor y más justo para todos nuestro conciudadanos”.
Me refiero a las próximas elecciones, Generales, Autonómicas,  Municipales y Europeas que se van a celebrar los días 28 de abril y 26 de Mayo.
No soy tan ingenuo como para pensar que los votos de la gente vayan a darle la vuelta a la indigerible tortilla en que se ha convertido nuestra sociedad.
Pero es posible (incluso probable) que los votos de muchos de nosotros nos permitan tomar un mínimo impulso democrático que nos aleje de lo que, en física, se llama “horizonte de sucesos” que es el punto de no retorno a partir del cual la materia que lo traspasa queda condenada a ser tragada por un agujero negro.
Estamos a tiempo de poder iniciar un cambio de rumbo.
Y si lo hacemos, la Tercera República dejará de ser una quimera y se convertirá en una meta real (y no muy lejana).
¡Salud y República! 
Recopilatorio de onomásticas




14/4/18

¡Viva la República!



¡Viva la República!

(Imagen reproducida y retocada [sin permiso, pero por una buena causa] de un cartel de las juventudes socialistas de España)

Aunque en mitad del lodazal político y moral en el que estamos sumidos no parece que haya demasiados motivos para celebrar casi nada, no debiéramos olvidar que hoy, hace 87 años, nuestro país fue capaz de alumbrar un futuro mejor y más justo para todos sus ciudadanos.
Y por mucho que algunos pretendan hacernos creer lo contrario, lo hicieron los propios ciudadanos, sin violencia, sin intimidación y con respeto a las leyes y a quienes pensaban de diferente manera.
Aquella esperanza la asesinaron los terratenientes, los curas y los parásitos militares, en medio de la indiferencia de los gobiernos de las naciones más poderosas (aunque no de sus gentes).
Hoy, aunque quizá no lo parezca, estamos en condiciones de volver a hacerlo.
La corrupción y la injusticia vuelven a ser las mismas, solo falta que despertemos de nuestra modorra, tiremos el mando a distancia y abramos los ojos a la realidad.
El nuevo zángano de la colmena monárquica ha dejado perfectamente clara su posición; No representa a todos los ciudadanos, es un mero agente comercial de los poderosos de este país.
Y su única vocación es ‘permanecer’
Quizá no sea este año un momento de especial optimismo.
Pero sigue siendo una obligación moral el defender lo que uno considera que es justo.
¡Salud y República!.
¡Salud y República!  

Recopilatorio de onomásticas

2017  2016   2015  2014  2013  2012  2011